Especial comuniones

Más información aquí

 

 

 

 

 

cerrar

martes 22 de mayo

Semana VII del tiempo ordinario

 

Día Internacional de la Diversidad Biológica

Santa Joaquina de Vedruna
Santa Joaquina de Vedruna

Joaquina de Vedruna (1783-1854), viuda a los treinta y tres años, fundó en Vic, con nueve compañeras, el Instituto de las Carmelitas de la Caridad (1826), dedicado a la educación de las niñas, particularmente de las pobres, y la a­sistencia a los enfermos abandonados: «Encomendadme a Dios, que yo todos los instantes estoy con vosotros. Hijos: preparemos nuestros corazones, porque el Señor nace de nuevo, poniendo en nosotros nuevas virtudes» (Carta a sus hijos).

 

Hoy también celebramos Santa Rita de Casia: Después del asesinato de su marido, ingresó en el monasterio de les Agustinas (1371-1457). Muy popular.

destacados

Editorial Claret

Consulta todos los libros de la Editorial Claret haciendo clic aquí.

 

BROTES DE VIDA

Hay mucha realidad seca a nuestro alrededor y no resulta fácil hacer una lectura que entusiasme cuando el mundo que se nos muestra en el telediario y en las redes sociales es más un escenario de decepciones que una bocanada de coraje. Una sociedad líquida, ciertamente, que va deshaciendo aquellos vínculos indiscutibles que la mantenían cohesionada. El incremento de la violencia, el desarraigo familiar, la desconfianza hacia lo institucional, el desamparo social, la vulnerabilidad de los más pobres, la pérdida de sentido de lo sagrado y del respeto a las personas, las heridas del ambiente social, las disfunciones de la economía y la falta de protección del medio natural, y un largo etcétera, configuran la sequía personal, social y ambiental que nos preocupa.

 

 

DIOS EN LA CALLE

«Este libro algún discípulo de Cicerón lo podría haber titulado De senectute, Acerca de la vejez. Lo cierto es que sus autores, ambos, pasan de 80 años pero no son precisamente dos jubilados de sofá y sopitas. Ángel tiene por casa el mundo y resulta difícil seguirle la pista por el mapamundi tan ancho como su corazón. Viqui vive cada día peregrina de visitaciones cantando a Dios que derriba del trono a los poderosos y enaltece a los humildes, a los hambrientos los colma de bienes y a los ricos los despide vacíos. Cuando los leáis veréis como hay viejos que nos enseñan a ser jóvenes. Ambos además suelen citar a otro abuelo de su misma quinta, el papa Francisco, otro viejoven. Ángel y Viqui, amigos en el atardecer, sois una parábola viva del Evangelio de los sencillos. En vosotros vemos como los cálculos son menos importantes que las ilusiones y que las dificultades son más débiles que las oportunidades. Cada vez que uno de los más vulnerables se acerca a vosotros algo ilumina vuestro rostro y esa luz se refleja en ellos como esperanza. Esta irradiación es una alegría que nadie nos puede quitar y que resplandece en vuestra cartas».

 

 

 

 

 

novedades